Gabriele Iacobucci amenizará nuestras veladas musicales ‘Las Noches en el Jardín del Echaurren’ durante todo el verano

Gabriele Iacobucci es un músico de amplia formación desde su niñez e interpreta con sus propios arreglos temas que abarcan jazz, bossa nova, música  napolitana y algunos clásicos del rock y pop revisitados por su particular estilo. Y por cierto, el año pasado era nuestro sumiller. Hablamos con él de música, vino y todas las cosas que se hacen con pasión.

Gabriele nació en Foggia (Italia) hace 28 años. Su vida parecía encaminada hacia las Humanidades, a través de sus estudios lingüísticos y de traducción en varias universidades europeas. Paralelamente, la música, como herencia paterna, formó parte de su vida desde la niñez. “A los 10 años volviendo del colegio -cuenta Gabriele- vi tocar a un cuarteto de cuerda y llegué a casa ya pensando en la música. Mi padre me puso un profesor de solfeo y lenguaje musical para que comenzara a tocar el violín… No me acuerdo de nada.”

La música, intermitente en su vida, desaparece de su horizonte hasta los 16 años. Una guitarra, Deep Purple y algún que otro sueño de juventud. “Pero esta vez tuve un maestro joven que me fue introduciendo poco a poco hacia el jazz.” La música ya comienza a estar más presente en su vida y llega incluso a formar parte de un trío de música italiana.

En paralelo, estancias en Portugal perfeccionando sus estudios de Humanidades y, de repente, el vino entra en su vida. Estudios en la Asociación Italiana de Sumilleres AIS en Florencia, un primer trabajo como Sumiller en el Rockpool bar & grill en Perth (Australia), regreso a Italia para una estancia de trabajo en el Restaurente ‘da Caino’ en la Toscana italiana, perteneciente a la red Relais & Chateaux y con dos estrellas Michelin.

De ahí llega el salto a España trabajando como sumiller en BonAmb en Jávea, que en aquel momento tenía una estrella Michelin y el pasado año consiguió la segunda y tras una pequeña conversación con Chefe llega a Echaurren Hotel Gastronómico en enero de 2016.

Para explicar su relación vital con las Humanidades, la música y el vino, Gabriele recurre a la lógica: “Son cosas que sólo pueden hacerse con pasión.”

 

Pasión por el Vino

Después de su paso por El Portal de Echaurren, Gabriele tiene una formada opinión sobre el vino de Rioja. “Por supuesto es extraordinario. Es una zona muy completa con diferentes estilos de vinos tintos y vinos blancos. Ofrece una gama amplísima y de gran calidad” ¿Preferencias? “Soy un auténtico fan de los Grandes Riojas de Tempranillo. Me decanto claramente por los Grandes Clásicos de Rioja. Por resumir, soy del Barrio de la Estación de Haro. En esa zona están mis Riojas preferidos.”

¿Y vivir de la música? “Es lo que me estoy preguntando ahora mismo. Pero hay que tener claro que vivir de la música ya es hablar de otra cosa, empieza a ser otra cosa. De momento, me gustaría tocar con más músicos, con más gente, quizá un grupo de músicos de Logroño…”

Ahí queda la propuesta.

 

Gabriele Iacobucci en las Noches en el Jardín del Echaurren

 

Antes de finalizar le sugerimos a Gabriele un pequeño juego. Un vino de Rioja, un estilo de música.

Blanco de Rioja: Un vals napolitano

Tinto Joven: Toto, África

Tinto Crianza: The Mamas & The Papas, Califormia Dreamin’

Tinto Gran Reserva: Ernesto Lecuona, Siboney